Coitus non interruptus


Al preguntarle Zeus y Hera a Tiresias quién gozaba más en la cama si el hombre o la mujer, el adivino respondió: “Si las partes del placer se cuentan como diez, corresponden tres veces tres a ellas y una sola a los hombres”. Hera entonces, furiosa, lo cegó convirtiéndolo en mitad hombre y mitad mujer.

Ovidio
No 78, Julio-Agosto 1977
Tomo XII – Año XIII
Pág. 512

Kitty y sus cosas

Kitty amaba mucho a sus cosas. Amaba su acogedora recámara, a su auto sport rojo y amarillo; también a su minigrabadora y a su collar de perlas. ¡Amaba más a sus cosas que a la gente! Por eso, sus cosas la empezaron a amar a ella.

A veces, las sábanas —que la querían tanto— no la dejaban levantarse. Se le pegaban al cuerpo, se le enredaban en las piernas, en la cintura, en los brazos. Otras ocasiones era el auto que no la quería soltar: el volante se le enredaba en las muñecas o el pedal la atrapaba de un tobillo. O la grabadora no quería dejar de reproducir su voz, aunque le sacara la pila.

De estos y de otros incidentes salió bien librada; hasta le divertían. Pero anoche acariciaba embelesada su hermoso collar de perlas y se lo colocó suavemente sobre el cuello. Y el collar —que la amaba tanto a su dueña— en un estremecimiento de júbilo, la degolló.

Amos Bustos Torres
No 78, Julio-Agosto 1977
Tomo XII – Año XIII
Pág. 509

Adao Ventura

ADAM VENTURA Ferreira Reis

Nació en Santo Antonio de Itambé, MG, en 1946. Se graduó en Derecho por la UFMGy en 1973 por invitación de la Universidadde Nuevo México, fue a los Estados Unidos, donde enseñó literatura contemporánea. 

Ha publicado varios libros, entre ellos El color de la piel, Los músculos Texturafro y El Arco de Triunfo, ha aparecido en varias antologías y sus poemas fueron traducidos al Inglés y Alemán.  Tuvo uno de sus poemas incluidos en la antología El cien mejores poemas del siglo Brasileros, organizado por Italo Moriconi (Autor Objetivo – SP). Sus espectáculos de poesía están inmersos en los problemas de la oscuridad y al mismo tiempo por una simplicidad que hace que sea legítimo, y el líquido, o como Manuel Lobato escribió: “La maldad del mundo y el misterio de la vida grito en el sonido de sus versos.” 
Publicado en 2002 Letanías de Jamón

Murió en Junio de 2004.[1]

De algunas de las manías de un rico mercader de Menphis


El mercader poseía una variada colección de caballos, esos caballos fueron adquiridos con las más duras penas, unos eran todavía procedencia legítima del apocalipsis, esos, por ser los más antiguos, eran alimentados por pequeños cuerpos de ángeles, los expulsados de la tierra, los caballos más nuevos descendían en linaje directo de los viejísimos rayes de la babilonia, esos eran tratados con suculentas sopas extraídas de los residuos de los complicados alfabetos de las lenguas extinguidas. Tales animales tuvieron sus razas destruidas por las guerras, por eso, el mercader los preservaba en lujosos palacios dotados de acústicas especiales, capaces de guardar, bajo registro, sus mínimos gestos amorosos.

Adao Ventura
No 78, Julio-Agosto 1977
Tomo XII – Año XIII
Pág. 507