Cristo

Cuando empezó la ascensión sintió sobre su hombro el peso de una cruz. Al llegar a la cima del calvario llevaba una ametralladora.

José Barnoya
No. 99, Julio-Agosto 1986
Tomo XV – Año XXII
Pág. 535

Anuncios

De La


—Quiero un piano —dijo, pestañeando nerviosamente— en el que de ser posible todas sus notas sean la.

El propietario del establecimiento, hombre prematuramente envejecido, reflexionó unos segundos, hizo unos apuntes breves y, volviéndose hacia el cliente que aguardaba, repuso:

—Lo siento mucho, caballero. Ya no nos queda más que de fa.

Francisco Tario
No. 99, Julio-Agosto 1986
Tomo XV – Año XXII
Pág. 532

Alternativa

La máquina del tiempo se detuvo y salí al aire primaveral de las postrimerías del siglo diecinueve. Mi misión era impedir a toda costa el nacimiento de Siegfried Schmidt, el peor tirano de siglo veinte.

No me proponía ejercer ninguna clase de violencia; simplemente iba a localizar a un jovenzuelo llamado Johann Manfred Schmidt para regalarle treinta mil marcos de la manera más discreta posible. Tal suma le permitiría aliviar su precaria situación económica y trasladarse a Berlín para completar sus estudios, como siempre había sido su deseo, evitándole así el conocer a la que de otro modo llegaría a ser su esposa y la madre de Siegfied.

Después de haber cumplido satisfactoriamente con los detalles del plan delineado regresé al siglo veintiuno.

“¿A qué viene esa sonrisa bobalicona; Horscht?”. Me preguntó el doctor Steinitz amargamente cuando salí de la máquina del tiempo. “Has fracasado. Adolph Hitler apareció en la historia a pesar de tu intervención.”

Lo miré extrañado. “¿Adolph Hitler? ¿Quién demonios es ese Adolph Hitler?”

Manuel R. Campos Castro
No. 99, Julio-Agosto 1986
Tomo XV – Año XXII
Pág. 529

Teresa Guarneros

Teresa Guarneros

México, 12 Abr. (Notimex).- Teresa Guarneros es una poeta y ensayista mexicana, a la que la crítica considera una de esas autoras de calidad, cuya obra, poco difundida, parece en espera de una eclosión entre quienes la merezcan, la descubran y sean capaces de apreciarla.

Esta tarde presenta en el Centro de Creación Literaria Xavier Villaurrutia “De la ira al sosiego”, una compilación poética de estilo conciso que promete llevar a los lectores a parajes donde pueda reflexionar en aras de una sobria belleza literaria para abordar el sentido de la existencia.

El texto contará con los comentarios de Elvia de Ángelis, Elia Espinosa, Iliana Godoy, Teresa Guarneros y Eduardo Lucio Molina y Vedia.

Para los conocedores de su obra, la poesía de Teresa Guarneros es una luz que emerge del abismo, y para merecer esa luz es necesario tocar fondo.

La cuentista Iliana Godoy ha dicho que la poesía de este libro, que toca los extremos de la ira y el sosiego, no trata del desapego como estrategia de vida; por el contrario, “es una apología del paroxismo cuyo apaciguamiento solo se alcanza en las cenizas”.

Lo anterior se explica porque en dos de los libros de esta compilación poética, los lectores podrán encontrar la vivencia amorosa que recrea la poeta, pero también podrán adentrarse en otro de los libros en el sentimiento que provoca la muerte.

Teresa Guarneros, opina Godoy, es “una poeta muy sólida, con una gran capacidad de síntesis y una gran fuerza en su palabra”.

En este volumen, todas estas experiencias anímicas están apoyadas por la misma voz profunda de quien considero una de la mejores poetas mexicanas”.

“Si los lectores quieren tener una experiencia intensa, abran al azar este libro y encontrarán un poema que se va a expandir en el alma, y se abrirá cada vez más, como una flor oscura”, señala Godoy.

Teresa Guarneros ha impartido talleres de lírica moderna y seminarios sobre diversos temas del quehacer literario en diferentes instituciones y salas de cultura.

Publicó en tirajes reducidos tres notables poemarios: “Los días suicidas”, Premio Latinoamericano de Poesía dela Revista Plural1986; “Noches de guardar”, en 1993, y “La Curada”, en 1994.

Su obra ha sido antologada en Madrid y en Québec.

Asimismo, se encuentra en proceso de edición una obra con su poesía reunida, de próxima aparición con el sello de Editorial Floricanto[1].