Aforismos

51 top
—Nada contribuye tanto a la paz del alma como no tener ninguna opinión.

—Era un hombre tan inteligente que ya no servía para nada.

—Hay gente incapaz de oír hasta que se le corta la oreja.

—En Brunschwig se vendió en venta pública, por una importante suma, un tocado confeccionado con los cabellos íntimos de una doncella.

Georg Christoph Lichtenberg
No. 51, Enero – Febrero 1972
Tomo VIII – Año VIII
Pág. 675

Anuncios

Opina

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s