Círculo vicioso

Napoleón Beagente nació como todos. Creció como algunos. Vivió como pocos. Fue elegido Presidente de la República. Sufrió un atentado. No murió. Ahora, pasa el tiempo contemplando las estrellas del Crucero del Sur.

Flavio Cerqueira
No. 55, Noviembre 1972
Tomo IX – Año IX
Pág. 313

Anuncios

Opina

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s