Alergia

121-122  top
Amaba con especial denuedo la ópera, la opereta, la zarzuela y, por supuesto, a las mujeres. Cierto día descubrió que las cabelleras femeninas le producían una molestísima alergia. Fue entonces cuando decidió viajar a Europa para solicitarle a Ionesco la mano de la cantante calva.

Otto-Raúl González
No. 121-122, Enero-Julio 1992
Tomo XXI – Año XXVIII
Pág. 111

Anuncios

Opina

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s