Uji Shui Monogatari

Uji Shui Monogatari

Uji Shui Monogatari

Es una colección de cuentos japoneses escritos a principios del siglo 13. El autor es desconocido, y puede haber sido reescrito varias veces.

El título significa “Pasajes de Uji Dainagon Monogatari “, un libro que ya no existe. El Dainagon de Uji era Minamoto no Takakuni .

El trabajo se clasifica como literatura setsuwa. Siguiendo los pasos de Konjaku Monogatarishū, es la obra setsuwa representante del período Kamakura .

La historia se compone de 197 cuentos que abarca 15 volúmenes.

El prefacio afirma que contiene cuentos de Japón, India y China. Sin embargo, pocos de ellos son originales con muchas historias que contienen elementos comunes de las obras anteriores, como Konjaku Monogatarishū .

El contenido incluye una serie de personajes que van desde los nobles a los plebeyos y los cuentos que van desde historias cotidianas a la oscura y cómica. Varias de las historias se utilizaron como base para cuentos de Ryunosuke Akutagawa .

Los cuentos recogidos en Uji Shui Monogatari se pueden dividir en las siguientes categorías principales:

Cuentos budistas

Cuentos Sociales

Cuentos privadas

Sin embargo los elementos budistas son particularmente imperantes[1].

 

[1] http://en.wikipedia.org/wiki/Uji_Sh%C5%ABi_Monogatari

Anuncios

Un demonio

26 top

Esta es una historia del pasado.
Un hombre se había alojado durante la noche con una mujer alegre, en la logia de Ichijo. Pero cerca de medianoche comenzó a soplar el viento y a llover. Cuando la violencia de los elementos aumentaba, alguien pasó por la avenida cantando: “Todos los operantes son impermanentes…” ¿Quién puede ser?, se preguntó el hombre. Levantó suavemente el voladizo y miró: y he ahí que se trataba de un demonio con cabeza de caballo, tan alto como el goterón del tejado. Aterrorizado, el hombre dejó caer el voladizo y volvió al fondo de la habitación. Pero entonces el demonio hundió el enrejado de madera, introdujo su cabeza en el interior y dijo: “Me has visto bien, ¿eh?; ¡me has visto bien!” El hombre desenvainó su sable, resuelto a atacar si el demonio penetraba al interior. Mientras se mantenía en guardia con la joven a su lado, el demonio agregó: ¡Mírame bien, bien!” y se fue. El hombre sintió miedo cuando pensó que podía tratarse de lo que se llama “los cien demonios que van por la noche”. En lo sucesivo, nunca más durmió en la logia de Ichijo, según se dice.

En El Uji shui-Monogatari
No. 26, Septiembre – Octubre 1967
Tomo V – Año IV
Pág. 53

El Corán

El Corán

El Corán

El Corán también transliterado como Alcorán, Qurán o Korán, es el libro sagrado del islam, que según los musulmanes contiene la palabra de Dios (o Allāh), revelada a Mahoma (Muhammad), quien se considera que recibió estas revelaciones por medio del arcángel Gabriel (Ğibrīl).

Durante la vida del profeta Mahoma, las “revelaciones” eran transmitidas oralmente o escritas en hojas de palmeras, trozos de cuero o huesos, etc. A la muerte del profeta, en 632, sus seguidores comenzaron a reunir estas “revelaciones”, que durante el Califato de Utman ibn Affan tomaron la forma que hoy conocemos, 114 capítulos (azoras), cada uno dividido en versículos (aleyas).

El Corán toma muchos personajes que aparecen en los libros sagrados del judaísmo y el cristianismo (Tanaj y Biblia) y en la literatura devota (por ejemplo, los libros apócrifos), con muchas diferencias en detalle. Personajes del mundo hebreo y cristiano muy conocidos como Adán, Noé, Abraham, Moisés, Jesús de Nazaret y Juan Bautista aparecen mencionados como profetas islámicos.

Los musulmanes dicen del Corán que es la palabra «eterna e increada» de Alá; por ello su transmisión debería realizarse sin el menor cambio en la lengua originaria, el árabe clásico, lengua en consecuencia considerada sagrada a todos los efectos. El Corán ha sido traducido a muchos idiomas, principalmente pensando en aquellos creyentes cuyas lenguas no son el árabe. Aun así en la liturgia se utiliza exclusivamente el árabe, ya que la traducción únicamente tiene valor didáctico, como glosa o instrumento para ayudar a entender el texto original. De hecho, una traducción del Corán ni siquiera se considera un Corán auténtico sino una interpretación del mismo[1].

 

[1] http://es.wikipedia.org/wiki/Cor%C3%A1n

¿No hay más?

26 top

Juro por la aurora, por la décima noche del mes, por los pares y los nones, que los impíos serán castigados y precipitados en las llamas, en las cuales no podrán morir. Criamos el infierno para castigo de los ángeles rebeldes y para los hombres que tienen corazón y no sienten los estímulos de la virtud, que tienen ojos y no la ven, oídos y no la oyen. Allí castigaré a los impíos, a los que despreciaron su existencia, a los que desobedecieron mis preceptos, a los que no quisieron creer en la unidad de un Dios Omnipotente y a los que se comieron el pan de los pobres. Los tesoros del mundo no podrán redimirlos y su miseria no tendrá fin; los haré quemar en un fuego eterno y renovaré su piel para que se quemen de nuevo; el infierno será su lecho, el fuego su alimento, y en vano pedirán remedio contra el bronce fundido en que serán precipitados y que será su bebida. Si tratan de salir serán golpeados con mazas de hierro y gritarán: “¡Pluguiese a Dios que yo volviese a la tierra, que entonces sería del número de los creyentes!” Preguntarán al que dirige el fuego infernal: “¿Nos librará tu Señor de estos tormentos?” Y les responderá: “Sufriréis por toda la eternidad” Dios preguntará al infierno: “¿Estás lleno?” Y el infierno responderá: “¿No hay más?”.

Mahoma, en El Corán
No. 26, Septiembre – Octubre 1967
Tomo V – Año IV
Pág. 51

Giussepe Faggin

Giuseppe Faggin

Guiseppe Faggin

Faggin nació en Vicenza Island en 1906. En 1930, se graduó en derecho en Padua, Universidad en la que fue profesor de historia y filosofía desde 1951, actividad que llevó paralelamente a su investigación científica. Él enseñó en 1930 en la Escuela Superior de Bassano del Grappa, en el año 1933 en la escuela secundaria, “Pagano” en Campobasso, donde estaba la silla que estaba en manos de Giovanni Gentile, a continuación, 1735-94 fue profesor en el liceo Pigafetta de Vicenza. Miembro de varias instituciones académicas, recibió premios y reconocimientos nacionales e internacionales. La actividad del becario se extiende también a la historia de la mística, el ocultismo, el arte y la poesía. Su rica bibliografía: Poesía:  “Las canciones del misterio”, los libros de arte de historia dedicadas a Van Gogh, Bruegel y Van Eyck; esas ocultas “Las brujas” y “sapo diabólico”, el volumen en la mística “M. Eckhart y la mística alemana protestante “en relación con el pensamiento filosófico:” Schopenhauer, el místico sin Dios “,” El idealismo clásico y la civilización moderna “,” La espiritualidad medieval y moderna “,” ¿Por qué filosofar “,” En busca de ‘? humana “. También fue el autor de 40 ensayos y antologías, obras didácticas y su “Historia de la Filosofía para las escuelas secundarias.” El trabajo es un reto “Plotino, los Enneads” (con el texto griego al lado).

Murió el 23 de septiembre de 1995[1].

 

[1] http://www.editriceveneta.com/vedi_millennium/index.php?bookID=613

Previsoras

26 top

Las discordias sociales repercuten hasta en el Sabbat, donde a veces las brujas pobres no quieren en absoluto provocar el granizo por miedo a morir de hambre y deben recurrir a las decisiones de Satanás contra el deseo de las ricas que participan en el conventrículo y quieren gozarse con tal espectáculo.

Giuseppe Faggin
No. 26, Septiembre – Octubre 1967
Tomo V – Año IV
Pág. 44