En el infierno

129-130 top

La condena impuesta por Satán al marqués de Sade lo obliga a asomarse por una ventanita al cielo donde retozan los bienaventurados que él nunca podrá hacer sufrir.

Leo Heinemann
Número 129 – 130, Abril-Septiembre 1995
Tomo XXV – Año XXXI
Pág. 49

Opina

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s