Oscar Lewis

Oscar Lewis

Oscar Lewis

(Oscar Lefkowitz)

(Nueva York, EE. UU., 25 de diciembre de 1914 – 16 de diciembre de 1970)

Fue un historiador norteamericano; y doctor en Antropología de la Universidad de Columbia. Introdujo el estudio de la pobreza desde un punto de vista social, e introdujo el concepto de “la cultura de la pobreza”.

Era hijo de un rabino polaco que había inmigrado y se había instalado en el Norte del Estado de Nueva York, en donde tenía un hotel.

Fue profesor de la Facultad de Brooklyn College y en la Universidad de Washington. Luego siguió en el Departamento de Agricultura de EE.UU. como antropólogo, abriéndole la puerta del Depto. de Antropología de la Universidad de Illinois.

En 1942, trabajó en la Universidad de Yale. También en el Departamento de Justicia de EE.UU. como analista de propaganda.

En 1943 fungió como representante del Instituto Interamericano de EE.UU. indígena en México en estudios en desarrollo rural. Investigó comunidades campesinas de Tepoztlán, que habían sido previamente estudiadas por Robert Redfield. También realizó estudios de campo en el norte de la India. Los últimos veinte años los concentró en estudios urbanos.

Publicó libros que tuvieron mucho éxito tales como “Antropología de la pobreza” y “Los hijos de Sánchez”, a comienzos de los 1960s. El gobierno mexicano lo declaró “calumnioso y obsceno”. Una investigación del procurador general de México indicaría posteriormente que la imputación era excesiva[1].

 

[1] http://es.wikipedia.org/wiki/Oscar_Lewis

Anuncios

Novena

26 top

Jesucristo Vencedor, que en la Cruz fuiste vencedor, quiero que por tu intervención, Padre, me traigas a Crispín, que esté vencido conmigo, en nombre del Señor. Si es animal feroz, manso como un cordero, maso como la flor de romero tiene que venir. Pan comió, de él me dio; agua bebió y de ella me dio. Y por todas las cosas que me prometió quiero, Señor, que por tu infinito poder, me lo traigas rendido y amolado a mis pies a cumplirme lo que me prometió. Como creo Señor que para ti no hay imposibles te suplico encarecidamente me concedas esto que te pido, prometiendo hasta el fin de mi vida ser tu más fiel devota.

Recogida por Oscar Lewis en “Los Hijos de Sánchez”
No. 26, Septiembre – Octubre 1967
Tomo V – Año IV
Pág. 69