La astucia de Morgon-Kara

3 top

Los Buriat de Irkutsk –Siberia-, por ejemplo, afirman que Morgon-Kara, su primer shamán, era tan competente que podía atraer las almas de los muertos. Por ese motivo, el Señor de los Muertos se quejó al Alto Dios del Cielo, y Dios decidió poner a prueba al shamán. Tomó posesión del alma de cierto hombre y la metió en una botella, cubriendo la boca con la yema de su pulgar. El hombre enfermó y sus parientes buscaron a Morgon-Kara. El shamán buscó por todas partes el alma que faltaba. Buscó por el bosque, por las aguas, por los desfiladeros de las montañas, la tierra de los muertos, y al fin, subió, montado en su tambor, al mundo de arriba, en donde fue forzado a buscar por un largo tiempo. Entonces observó que el Alto Dios del Cielo, tenía una botella tapada con la yema de su pulgar, y reflexionando sobre esa circunstancia, cayó en cuenta de que adentro de la botella estaba el alma que él había venido a buscar. El astuto shamán se convirtió en avispa. Voló hacia Dios y le dio un aguijonazo tan fuerte en la frente, que le hizo quitar el pulgar de la abertura, y la cautiva huyó. Antes de que Dios pudiera evitarlo, ya iba el shamán Morgan-Kara sentado en su tambor y camino a la tierra con el alma recobrada.

Joseph Campbell, en EL HEROE DE LAS MIL CARAS.
No. 3, Julio -1964
Tomo I – Año I
Pág. 53

Anuncios

Joseph Campbell

Joseph Campbell

Joseph Campbell

(26/03/1904 – 30/10/1987)

Nació el 26 de Marzo de 1904 en Nueva York.

Se interesó en la mitología desde su infancia a partir de lecturas sobre los aborígenes y visitas al Museo Americano de Historia Natural de Nueva York. En 1917 su familia construye una cabaña en los montes Pocono (Pennsylvania); allí conoce a Elmer Breger, autor de libros infantiles sobre los indios. En 1920 conoce al Dr. Nelson Hume, director de la Canterbury Preparatory School (New Milford) que será quien le introduzca en la literatura.

 Cursó estudios en la Universidad de Columbia y en 1923 inicia sus viajes que le llevaran a México y Guatemala entre otros países. Su interés por el budismo aparece en 1924 cuando conoce a Jiddu Krishnamurti. Obtiene su título de Bachelor of Arts en la propia Columbia y empieza a estudiar literatura centrando en las leyendas artúricas. En 1927 viaja a Europa y se radica en París donde conoce a James Joyce. En 1928 se matricula en la Universidad de Munich, donde estudia sánscrito y filología indoeuropea. Regresa a Estados Unidos y da clases de distintas materias y prosigue sus estudios.

En 1938 se casa con Jean Erdman. En 1941 y durante tres años trabajará con Swami Nikhilananda en la traducción y edición de El evangelio de Sri Ramakrishna y Los Upanishads. En 1943 aparece Where the Two Came to Their Father. En 1959 da su primera conferencia en las reuniones de Eranos y aparece el primer volumen de Las máscaras de Dios. En 1984, en su fiesta de cumpleaños en el Palacio de Bellas Artes de San Francisco, se reúnen más de mil invitados y al año siguiente comienza la filmación de lo que será The Power of Myth (en el célebre Skywalker Ranch de George Lucas). Fue también compilador de la obra de Jung.

 

Joseph Campbell falleció el 30 de Octubre de 1987 en Honolulu[1].

El shamán

2 top

Un antiguo viajero que se aventuró entre los lapones nos ha dejado una descripción vívida de la terrífica acción de uno de estos extraños emisarios del reino de la muerte. Ya que el otro mundo es el lugar de la noche eterna, el ceremonial del shamán debe tener lugar después del anochecer. Los amigos y vecinos se reúnen en la choza sombría y débilmente alumbrada del paciente y siguen atentamente las gesticulaciones del hechicero. Primero conjura a los espíritus ayudantes; éstos llegan, invisibles para todos menos para él. Dos mujeres, vestidas para el ceremonial, pero sin cinturones y llevando tocas de lino; un hombre sin toca ni cinturón, y una joven no adulta, son sus asistentes. El shamán se descubre la cabeza, se suelta el cinturón y los cordones de los zapatos; se cubre la cara con las manos y empieza a girar en variados círculos. Repentinamente, con gestos muy violentos, grita: “¡Equipad el reno! ¡Listo para embarcarse!” Toma una hacha y empieza a golpearse con ella cerca de las rodillas, y la mueve en dirección a las tres mujeres. Saca del fuego leños ardiendo con sus manos desnudas, pasa tres veces alrededor de cada una de las mujeres y, finalmente cae, como un muerto. Durante todo ese tiempo a nadie se permite tocarlo. Mientras reposa en trance, debe ser vigilado tan estrechamente que ni una mosca debe posarse encima de él. Su espíritu ha partido y ve las montañas sagradas con los dioses que las habitan. Las mujeres que lo atienden, cuchichean una con la otra tratando de adivinar en qué parte del mundo se encuentra ahora. Si mencionan la montaña en que se encuentra, el shamán mueve una mano o un pie. Por fin, empieza a volver en sí. Con voz baja y débil dice las palabras que ha escuchado en el otro mundo. Las mujeres empiezan a cantar. El shamán se despierta lentamente, declarándola causa de la enfermedad y la forma de sacrificio que debe hacerse. Entonces anuncia la cantidad de tiempo que tomará el paciente para sanar.

Joseph Campbell, en El héroe de las mil caras
No. 02, Junio 1964
Tomo I – Año I
Pág. 77